Rutas y mapas.

La Ruta Emprende Artesana es un proyecto para dar visibilidad, conectar y activar  personas, saberes y territorios. Que tiene, a día de hoy, tres grandes áreas la investigación, el método y la acción.

investigación

El origen del proyecto surge de nuestros contextos y realidades, como empresarias, qué necesidades tenemos o hemos tenido, qué obstáculos superamos, que escenarios afrontamos. A esto sumamos nuestros contextos y otros intereses. Pero sobretodo surge de la pasión por compartir lo que sabemos nos lleva a la necesidad de saber.

¿a quién le puede interesar esto que sabemos? ¿qué pasaría si transmitimos estos valores, ideas, conceptos y formas de trabajar a estas personas?

La necesidad de saber más de otros nos obliga a desarrollar una investigación constante, que alimente y se alimenta, en parte, de esas otras dos áreas del proyecto.

el método

Cómo transmitir lo que sabemos, al tiempo que provocamos el cambio que queremos. Para conseguirlo hemos pensado, diseñado y aplicado, métodos y herramientas concretas.

Pero también hemos pensado en líneas de acción y en cosas concretas. Con las que llevar a cabo ese método. Se han delimitado los formatos apropiados para los interlocutores interesantes. Teniendo en mente, siempre, a esos interesados (usuarios final del proyecto, empresarias en ciernes, colaboradores potenciales)

Hemos ensayado y corregido hasta encontrar un método con el que, nos sentimos cómodas y, conseguimos los objetivos del proyecto (dar visibilidad, conectar y activar  personas, saberes y territorios). Y de la acción concreta: visión estratégica, repensarse, dar pasos concretos, transmitir una filosofía y unos valores de trabajo, conocer nuevos conceptos para expresar nuestras realidades.

Compartir este nuevo conocimiento, adquirido por la experiencia, resulta ahora fundamental para mejorar la Acción. Pero también para el proyecto en general.

la acción.

El marco en el que se ponen en práctica esas herramientas y métodos. Ejecutar esos formatos. Que van desde la formación teórico-práctica, hasta el asesoramiento estratégico. Y con ello poner en marcha a otros, dar herramientas que empoderan, acompañar, proponer, …

Con ello sumamos experiencias y realidades a la investigación y al método.

Y con todo se generan nuevos formatos, nuevas áreas de investigación y nuevos métodos. Con todo ello trabajamos en lo que nos apasiona.

Esquemas y metodologías de trabajo II.

Elementos de mi trabajo como Relaciones Públicas Independiente (que ahora se llama freelance 😉 )

Sobre nuestros modos de trabajar y sus por qué, hace tiempo que tengo una conversación abierta con Laura y Ester. Y más concretamente una conversación formal con Laura sobre cómo hacemos RR.PP. y por qué las hacemos como las hacemos, que tiene como gran objetivo saber contar lo que hacemos y poder contrastarlo.

En la última conversación directa, identificábamos determinados elementos de nuestra realidad profesional. Que puede que nos den la clave, si no de una metodología original, sí de un trabajo artesanal que nos es propio. Nuestro oficio.

  • Cuando trabajamos, siempre hacemos el doble de trabajo, porque hacemos RRPP en paralelo. Por un lado trabajas con tu cliente en sus RR.PP., las de su empresa, las que van a configurar sus modos de relacionarse y de hacer, con sus clientes. Y al mismo tiempo haces tus propias RRPP con ese cliente concreto.
  • Si creamos nuestras empresas para hacer  RR.PP. como queremos, como creemos que  deben hacerse. Entonces, nuestro objetivo número uno es hacer las mejores Relacionas Públicas que seamos capaces de hacer. Esto tendrá como consecuencia, ganar dinero con ello.
  • Trabajar en lo que me apasiona y la manera en que trabaje (valores, ética, objetivos, etc con los que afronto mis pequeñas batallas) me permite construirme como profesional y como persona, y me convierte en un agente generador de riqueza. ¿es este el nuevo paradigma que nos anunciaban en la Facultad pero que no explicaban? Sea lo que sea es así como queremos trabajar, haciendo nuestro trabajo, siendo soberanos, libres y responsables.

Esquemas y metodologías de trabajo.

En la Facultad nos enseñaron que el método de trabajo de las RRPP era básicamente:

  • Investigación
  • Planificación
  • Ejecución
  • Evaluación

Sencillo a la par que potente ¿no? Y lo sencillo es siempre lo más útil. Aunque no te das cuenta hasta que te complicas la vida tu solita. Ahora bien investigar, planificar, ejecutar un plan y evaluarlo, son procesos complejos. Pero el esquema es sencillo y muy útil, y cada concepto encierra mucho potencial. Sobretodo si lo quieres hacer interesante

Tambien en la facultad nos enseñaron a hacer un Plan de RRPP en siete puntos, los modelos de RRPP, las matrices para definir los públicos, … Es decir, nos enseñaron toda la Teoría acumulada por al disciplina hasta el momento y todas las técnicas. Pero todo muy condicionado por una forma de ejercer las RRPP desde el departamento de comunicación de una gran empresa o desde una gran empresa de comunicación, cuyos públicos son grandes grupos. Así que cuando sales al mercado y vas a ejercer las RRPP, coges los apuntes de la carrera, la teoría, y la aplicas. Primera complicación. Con la practica te das cuenta de que esos esquemas de plan, no dejan de ser una plantilla, que no siempre sirve.

Por un lado está que muchas de las acciones que planificas necesitan su propio esquema o se convierten en un proyecto. Por otro lado está, el salirse de la ortodoxia, ni trabajas en el departamento de comunicación de una empresa, ni en una agencia de comunicación al uso. Colaboras con otras empresas-personas, desarrollas proyectos propios y quieres trabajar según ciertos valores y objetivos, para llegar a trabajar de una determinada maneraEs decir que vas creando tu profesión a la vez que la ejerces. (otra forma de complicarse la vida).

Entonces, antes o después, creas tus propias metodologías de trabajo y tus propios esquemas. Pero poner esos métodos por escrito, compartirlos y contrastarlos es un reto. De momento iremos revisamos, de la forma más crítica posible, nuestros hábitos y esquemas de trabajo. El objetivo es definir nuestra metodología de RRPP. 

Comunicación, comercio y la red. Otro post sobre e-Commerce

A medio camino entre la reflexión y los consejos y buscando una línea de comunicación útil y divulgativa, comparto algunas cosas interesantes sobre comercio electrónico.

Ya sabíamos muchas cosas: que crear una tienda on-line es como montar una física, es decir, es un negocio que necesita su plan, flexible, por fases, … pero un plan al fin y al cabo, con su presupuesto y todo. Y tenemos asumidas las bases de la disciplina de Relaciones Rúblicas; y sabemos ponerlas al servicio de la comunicación comercial.  Al igual que sabemos que internet tiene sus propios códigos de comunicación y conocemos el poder de la conversación.

Insisto en la necesidad de pensar las coas antes de hacerlas, sin que ese pensar nos haga retrasar indefinidamente la acción. De modo que en algún momento del proceso de creación de nuestro negocio, hagámonos ciertas preguntas que nos permitan trazar una hoja de ruta.

Ante las opciones de negocio en la venta on-line, hay que saber lo que cada una implica y como se ajusta eso a nuestros objetivos de negocio.

– Si ya tenemos una tienda física, tradicional, y por tanto tenemos proveedores y conocemos el producto. ¿Qué vamos a hacer en la red? Liquidar o reducir el stock. Ampliar el negocio al abrir la opción de aumentar el nº de clientes. Complementar la tienda física dando más y mejores servicios a los clientes. O empezamos de cero para crear el negocio que un día soñamos.

– Si empezamos de cero. ¿Por qué lo hacemos? porque siempre he querido tener una tienda o un negocio propio e internet es la forma más barata de empezar. Porque soy productor de algún tipo de producto o servicio y quiero vender mis propios productos.

De todo lo anterior, más lo que se nos ocurra, elijamos la más nos guste. Sí la que más nos guste, porque ese negocio, va a ser nuestro negocio. Creo que para hacer esa valoración hacer una lista es una buena técnica: lista de ventajas y otra de inconvenientes. Y, además, marcar los hitos del camino que queremos recorrer o del camino que recorreremos con cada una de esas opciones. Para preguntarnos ¿es a eso a lo que me quiero dedicar?

Porque no vale con decirnos, “me quiero dedicar a vender X”. Lo que tenemos que decirnos es “me quiero dedicar a vender X de esta manera. Y eso implica estos trabajos y estas tareas”. Porque esos trabajos y tareas van de lo más aburrido a lo más apasionante, y tenemos que saber si hay más de unas que de otras.

Una conclusión. En las relaciones con los públicos  la comunicación es clave. Que seas consciente de ello es el primer paso, luego vienen el: ¿que relación quiero tener? ¿qué implica comunicar?  para mí, para mi negocio, … ¿es esta la manera en que quiero puedo-debo hacerlo?

Los pasos siguientes son una mezcla de herramientas, tareas y más reflexiones. Dejo un enlace que me parece muy interesante para empezar Crear una tienda on-line en 20 pasos la información es útil, está organizada de forma práctica y tiene el valor añadido de estar basada en la experiencia, de montar una tienda on-line, de quienes escriben.

 

Carrera, profesión, oficio (I)

O lo que se supone que puedes hacer cuando te licencias.

Oficialmente si te licencias en Historia (ahora si te gradúas) puedes ser Gestor Cultural y del Patrimonio. En concreto, en la web de la Universidad dónde yo me licencié, en la descripción de perfiles profesionales del Grado en Historia  dice que:

Perfiles profesionales consolidados:
4. La gestión del patrimonio histórico y cultural (comunicación, difusión, valoración e interpretación).”

Y continúa con una larga lista de profesiones, consolidadas o vinculadas, que por momentos parece repetitiva, pero que tiene sus matices y no dejan de ser oficios a desarrollar en el ámbito de ese amplio mundo de la gestión cultural.

Pero la Federación Estatal de Asociaciones de Gestores Culturales indica, en los méritos recomendados para el puesto de “Gestor Cultural. Técnico Medio de Cultura” en la función pública (que puede tenerse en cuanta para el sector privado); que debe tenerse el  título de Master.

Y lo entiendo, porque en ese mismo documento dónde especifica las funciones y competencias y describe el perfil profesional:

Es el profesional que diseña, planifica y ejecuta el proyecto de intervención a través del adecuado programa cultural. Controlan los equipamientos, infraestructuras y espacios culturales, ya sean específicos o polivalentes, basándose en técnicas específicas de difusión, creación, formación y fidelización de usuarios y públicos. Bajo su responsabilidad, dependencia y cargo se encuentran: “Técnicos Auxiliares de Servicios Culturales”, “Auxiliares de Cultura”. Elevan informes de resultados de su labor profesional y actividad cotidiana a los “Técnicos Superiores en Gestión Cultural”.

Y a mi me parece evidente que en esa labor de planificación, difusión, … de gestión de las relaciones, en términos generales, con los usuarios y con el equipo interno, hay muchos matices, muchos caminos, muchas responsabilidades. Y pocas o ninguna se enseñan en las facultades de Historia. El aprendizaje de esas técnicas específicas se obtiene (en mi caso) en la disciplina de Relaciones Públicas. Que es mucho más que la suma de algunas técnicas del periodismo, el marketing o la publicidad.

Sé que parece una defensa corporativista, y en parte lo es, porque para eso soy Relaciones Públicas. Pero es que las Relaciones Públicas dan nombre, métodos y técnicas a muchos, muchísimos, hechos y acciones que se dan en el desarrollo de una labor de gestión en general y de relación en particular.

Porque al final (y al principio) lo que importa son las relaciones. Relaciones entre Instituciones o entre instituciones y personas. Que son al fin y al cabo relaciones entre personas.

El papel de las Relaciones Públicas en la Gestión Cultural es una  “asignatura” de muchos créditos en mi MasterDIWO.

Pero, además, desde que empecé a diseñar mi Master DIWO tengo en mente hacer una “Tabla de correspondencias” entre materias impartidas en la licenciatura de Historia, las responsabilidades de un Gestor Cultural. Y/o una Tabla de correspondencias entre materias de Lic en RR.PP y Master Gestión Cultural-Patrimonio. Por dos motivos básicamente:

    •  Un objetivo claramente “personal” y de autoafirmación.
      D
      emostrarme a mi misma que tengo los conocimiento técnicos requeridos para el ejercicio de la profesión de Gestor Cultural. En concreto, de Técnico Medio (según la … de la Asociación Nacional de GC). Y por tanto no necesito invertir mas dinero, ni un año académico en exclusiva, a adquirir una formación que ya poseo. Y esto porque desde que empecé a estudiar Relaciones Públicas tuve claro que junto a mis estudios de Historia estaba haciendo mi propia carrera hacia la profesión.
    • Exponer como la excesiva rigurosidad en la estandarización del proceso formativo para ejercer ciertas profesiones, puede llegar a bloquear el acceso a las mismas.

Rediseñando y aprendiendo

(De un master Diwo a un master DIY y a ver que pasa.)

Mi primer planteamiento para el Master DIWO Alicante era: Cultura. Patrimonio Cultural y Desarrollo Local.

Y en concreto del Patrimonio Cultural me centraría en el patrimonio histórico intangible, la cultura popular y la identidad cultural.

Ese primer planteamiento era un deseo de llenar las lagunas en cuanto a la experiencia en la gestión Cultural. Al venir de una formación que me capacita más para la interpretación del Patrimonio histórico (licenciatura en Historia) y para la gestión de relaciones entre personas e instituciones (Licenciatura en RR.PP).

Hasta encontrar la conexión entre “lo que quiero ser de mayor”, gestora del patrimonio cultural. Mi “vocación primera”, la investigación histórica. Mis “intereses inconfesables”, la moda. Mi “”amor” no confesado” mi pueblo.

Ver (y mostrar) cómo las ropas de vestir que recogen las cartas matrimoniales del siglo XVIII en Novelda sirven, o no, de base, inspiración ,… para definir un “traje típico” de la localidad. Qué hay de aquellos vestidos en los de hoy.

Puede que todo esto me lleve a intentar ir un poco más allá. Reflexionar y conjeturar sobre qué supone para la comunidad “tener” un traje típico, o no tenerlo. Que ese traje sea de una determinada manera y no de otra, …

Comercio tradicional y TIC

Combinar tradición y Nuevas Tecnologías de la Comunicación (TIC), es cada vez más habitual. Y el obstáculo a superar no siempre es el acceso a las herramientas, si no el saber cómo, cuándo y por qué aplicarlas.

En el caso del pequeño comercio (que es pura tradición y que parece que ha estado siempre en la cuerda floja de la supervivencia) esta combinación puede dar muchos y muy variados resultados.

Después de escuchar, leer y reflexionar, sobre la aplicación al pequeño comercio de las TIC, la red social y todo lo digital, mi conclusión es: que debemos simplificar las opciones para empezar. Y después echarle imaginación para explotar las oportunidades.

Simplificando las opciones que ofrecen las TIC y las web 2.0 al pequeño comercio: para la gestión del negocio usar software libre; para la comunicación las redes sociales; y para la ampliación de negocio el e-comerce.

Evidentemente cada una de estas opciones tiene sus pros y sus contras, sus características que condicionan la relación inversión-beneficio. Es decir, antes de empezar a usarlas valoremos y planifiquemos.

1) software libre, y gratuito hay mucho. Para la gestión de un pequeño negocio o tienda, desde llevar ala contabilidad hasta controlar el stock. Es fácil de descargar e instalar. En Softonic , por ejemplo, puedes ver los comentarios tanto de los usuarios como del equipo de la página, el número de descargas, … Hay que tener claro qué queremos-necesitamos y dedicar un poco de tiempo a buscar, comparar y decidir. Y una vez instalado usarlo hasta que lo dominemos.

2) las redes sociales. Cada vez hay más redes, más usuarios en cada red. Y cada vez más las redes están conectadas entre ellas de modo que complementan y se completan. Pensadas para textos, imágenes, vídeos o combinando algunas de las anteriores. Hay que elegir la/s que más nos convenga, saber que debemos dedicarles tiempo y, una vez más, planificar cómo vamos a usarlas. En este punto la estrategia es la clave, dediquémosle tiempo.

Definir una buena estrategia para por haber definido previamente los objetivos (los objetivos de comunicación y de negocio muchas veces coinciden o se complementan) y por dedicar tiempo a pensar y seleccionar la mejor.

3) ampliar el negocio, venta on-line. Pasar de una tienda real a una virtual no es sólo vender más, es vender diferente. Por tanto si nos planteamos esta opción, como en los caso anteriores, debemos analizar y planificar. El e-comerce es un tipo de negocio, por tanto debemos tener un Plan de Negocio como el que tenemos ( o deberíamos tener) para nuestra tiende física.

Esto es fundamental, nuestros públicos y estrategias no serán los mismos; el sistema de pago y de entrega en una tienda virtual poco o nada tiene que ver con el de una tienda tradicional. Debemos saber a que nos enfrentamos y para ello nada mejor que dedicar tiempo a planificar, enumerar características y detectar pros y contras.

En cuanto a conocimientos técnicos no es complejo y como en los caso anteriores podemos consultar foros y blogs especializados para ampliar nuestros conocimientos; acudir a cursos y jornadas para emprendedores en este sector. Y, por supuesto, acudir a profesionales que puedan asesorarnos.

Dejo aquí algunos enlaces interesantes que ejemplifican y/o pueden ayudar a aplicar las NNTT.

ejemplo

Sobre e-comerce aquí la guía de comercio