el café de la mañana

Sigo jugando a “editora de moda”.Así que, partir de ahora mis publicaciones de “Moda” solo las compartiré en Tumblr y Pinterst.

el café de la mañana

Polka dot top
$69 – oasap.com

Carven a line skirt
£110 – flannelsfashion.com

Jimmy choo heels
$745 – mytheresa.com

Roberto Cavalli summer handbag
€1.364 – lindestore.com

Pieces diamante jewelry
$21 – asos.com

Oliver Peoples retro sunglasses
$370 – oliverpeoples.com

Zara genuine leather belt
$36 – zara.com

Anuncios

bonjour

Como advertí en un post anterior Polyvore me ha “robado” muchas horas de ocio. esto es sólo una muestra.
A medio camino entre los juegos de niña y las revistas de Moda y complementos, siento que acabo de descubrir un nuevo videojuego. Y como soy de la opinios de que todos los juegos son educativos, sigo practicando para ver si descubro que habilidad estoy adquiriendo.

bonjour

 


Rochas button shirt
$845 – thecorner.com

High waisted pants
£99 – houseoffraser.co.uk

Rupert Sanderson high heel pumps
$595 – rupertsanderson.com

The Row leather tote handbag
$6,200 – net-a-porter.com

Waxing Poetic long necklace
$132 – waxingpoetic.com

Steven Alan wool fedora hat
$83 – theoutnet.com

H&m sunglasses
£6.99 – hm.com

Un (café) cortado, por favor

Un café cortado es un café exprés al que se añade un poco de leche. Un poco de leche que sirve para cortar el café al restarle un poco de su sabor amargo, sin dejar de saborearlo.

Es decir, no es un café con leche servidoo en una taza pequeña, ni un pequeño capuchino. Desde hace unos años observo como parece estar de moda añadir al café cortado, como al café con leche, una buena dosis de espuma de leche; sirviendo así una nueva versión de capuchino que haría temblar a cualquier italiano  amante del café.

El café, cortado o solo o con leche; sólo debe llevar la espuma del propio café. La que se produce al hacerlo expreso; porque así se distinge el café expreso del de “cacerola”.

Como muestra la ilustración, cafés hay para todos los gustos. Así que por favor, cuando pidan o sirvan un “cortado” no hagan experimentos, si lo que quieren es un “Machiato”  simplemente indíquenlo y si lo que van a ofrecer es un “café latte” pues háganlo saber en la carta de cafés.

Igualmente parece estar de moda servir el cortado en vaso. Lo cual es aún más inexplicable, porque el café siempre, siempre, siempre se sirve en taza. Por tradición y por protocolo, que al fin y al cabo es casi lo mismo.

Solo un tipo de café puede servirse en vaso y tiene una explicación. El café bombón, que es un café expreso con leche condensada, se sirve en un pequeño vaso para que se pueda ver la cantidad de leche que hay, ya que este tipo de leche no se mezcla con el café hasta que la movemos con la cucharilla. Una cucharilla de café, claro, ni de postre, ni de moca.

 

Por cierto, la taza debe ser de loza o porcelana, nunca de cristal, por favor. Y mucho menos con el asa de metal, cuestión de física. También el platillo sobre el que se coloca la taza, pq no se puede servir una taza de café sin su platillo, aunque este uno en su casa.

El platillo tiene una función tan sencilla como importante. Ofrece un lugar dónde colocar la cucharilla una vez se ha removido el café (porque la cucharilla nunca debe quedarse en la taza mientras se bebe)

Indumentaria Regional valenciana.

Este es un acercamiento a la indumentaria tradicional a través de la indumentaria típica. No pretendo, pues, hacer un estudio riguroso de la indumentaria tradicional y como debería ser hoy su versión para las fiestas populares y el folklore.

El vestir de la gente sencilla del s.XVIII es el que mayoritariamente usamos cuando nos vestimos para bailar danzas regionales. Sin ser un traje típico y con aspiraciones a ser tradicional. Es decir, inspiradas en los originales y más o menos influenciados por los gustos actuales y nuestro propio bagaje acumulado en los siglos porteriores; sin olvidar la fuerte influencia del sXIX.

En esta indumentaria, la ropa Interior femenina se compone básicamente de tres piezas: la camisa, la enagua y las medias. Hay otras piezas como las cintas o ligas y el pantalón o calza interior (que no se generaliza hasta el s.XIX). Y otras que pueden ser o no interiores como el refajo, el faldellí, el jubón, … que se usan como ropa interior para abrigarse (y probablemente también para enriquecer la vestimenta) y que en ocasiones son prendas exteriores.

Me detengo en dos de las prendas básicas, la camisa y la enagua, sus nombres, materiales y usos.

La camisa, también llamada camisó o camisola, es ropa interior de día y de noche. Los materiales más comunes con que se confecciona son lino y algodón, ya que se pueden fabricar en casa y cuya materia prima es más accesible que la seda o los lienzos finos (que también se utilizan pero en menor medida). Es interesante ver como las mangas, que quedan a la vista en verano, se adornan más que el resto de la pieza e incluso se usan las telas más finas para su confección.

Las enaguas o sobresinaguas, puede usarse una o varias . Como la camisa se confecciona con materiales resistentes y caseros, lienzos de lino o estopa, o lienzos finos. Si se usan varias a las superiores se las denomina sobresinagua, como es lógico las más superiores están más adornadas y son de tejidos más finos.

Enagua para vestuario de Danses

Muestro aquí estas prendas de mi vestuario para bailar, como aficionada, danzas populares valencianas. Mi enagua, confeccionada con tela de batista, que es el tejido propio de las sábanas de hace solo unas décadas. En este caso utilicé el corte de dos sábanas bajeras que mi abuela nunca usó; en lugar de dejar la tela en el fondo del baúl. Para la camisa usé batista fina, concretamente el corte de tela que debió ser un almohadón de una cama de 1,35m de ancho.

Los adornos de estas prendas son totalmente actuales. La puntilla de las mangas de la camisa (tul bordado), aunque es de buena calidad, es de producción industrial. El bordado de la enagua es un diseño original, que no pretendía reproducir ni los adornos que en el s. XVIII se usaban para estas prendas; ni otros bordados de la época. Mi idea era adornar la enagua con mi inicial (eso sí es propio de estas prendas) y con un bordado rico, ya que no llevaría otro adorno.

Camisa, ropa interior femenina, a falta de colocar la puntilla del cuello.

Como mi madre confección las prendas y yo hice el bordado a mano; es casi una versión siglo XXI de parte de un ajuar del s. XVIII. Porque en el proceso de creación siempre estuvo presente la idea de que estas prendas se usarán en ocasiones especiales y serán heredadas algún día.

Detalle del bordado de la enagua

Para obtener información rigurosa sobre indumentaria tradicional he consultado, entre otros, el libro de Victoria Liceras Ferreres (coleccionista e investigadora) “Indumentaria Valenciana. Siglos XVIII y XIX”. Y recomiendo también estos artículos publicados en diferentes blogs:

“Algo sobre indumentaria tradicional”

“Tan ancha como larga, o más”